abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Bizcocho de chocolate dulce y esponjoso

Receta de: Postres y dulces
Plato: Postre
Cocina: Tradicional
Bizcocho de chocolate dulce y esponjoso
Fácil
Bizcocho de chocolate dulce y esponjoso
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
Si buscas un buen bizcocho para preparar y tener listo para cuando vayan tus amigos a merendar a casa, o simplemente para comerlo a la hora del desayuno, te recomiendo que hagas esta deliciosa receta de bizcocho de chocolate dulce y esponjoso. Es un bizcocho de excelente sabor y textura delicada, que hará las maravillas de todos aquellos que lo prueben. Lo primero que vamos a hacer es mezclar la mantequilla hasta que quede sin grumos, para que a continuación añadamos el vaso de azúcar y lo batamos hasta que quede bien mezclado. Después añadimos los huevos y seguimos batiendo, asegurándonos de que quede una masa perfecta y sin grumos. Ahora mezclamos la harina con el paquete de levadura y lo tamizamos, para después ir añadiéndolo poquito a poco junto al resto de los ingredientes y vamos batiendo. En la leche ponemos las cucharadas de chocolate en polvo y lo mezclamos bien, asegurándonos de que no quede ningún grumo, llevándolo luego a calentar en el microondas durante unos 2 minutos y lo añadimos a la mezcla y lo batimos. En último lugar cogemos el molde en el cual se hará el bizcocho y lo untamos con mantequilla, espolvoreándolo después con harina, sacudiendo el sobrante, y añadimos la masa en él. Lo llevamos a cocinar al horno, dejándolo que se cocine durante 45 minutos a una temperatura de180 grados sin abrir el horno. Tras ese tiempo nuestro delicioso bizcocho de chocolate dulce y esponjoso ya estará listo, por lo que lo sacamos y dejamos enfriar antes de desmoldar. ¡Riquísimo! Trucos y consejos: Antes de meter el bizcocho en el horno, este tiene que haber sido previamente calentado, por lo que cuando vayas a hacer la masa para el bizcocho, enciendes el horno a una temperatura de 180º. Si quieres comprobar que el bizcocho está hecho, puedes pincharlo con un palillo o con un cuchillo en el centro del mismo, y si cuando lo saques está seco y limpio, es que el bizcocho ya está listo.