Receta de callos a la madrileña
Receta de: Carnes
Plato: Plato caliente, Plato único, Primer plato, Segundo plato
Cocina: Ocasiones especiales, Tradicional
Receta de callos a la madrileña
Media
50 >
+500
€€
Receta de callos a la madrileña
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Callos (500 gr)
  • Morros (150 gr.)
  • Chorizo (1/2 ud.)
  • Guindilla (1 ud.)
  • Laurel (1 hoja)
  • Clavo
  • Pimienta negra en grano (3 granos)
  • Nuez moscada (un pellizco)
  • Ajo (1 diente)
  • Cebolla (1/4 ud.)
  • Tomates (1 ud.)
  • Pimentón dulce (1/2 cucharilla)
  • Vinagre de vino blanco (45 ml.)
  • Agua
  • Sal
  • Callos (1 kg)
  • Morros (300 gr.)
  • Chorizo (1 ud)
  • Guindilla (1 ud. )
  • Laurel (1 hoja)
  • Clavo
  • Pimienta negra en grano (6 granos)
  • Nuez moscada (una pizca )
  • Ajo (2 dientes)
  • Cebolla (1/2 ud.)
  • Tomates ( 2 ud.)
  • Pimentón dulce (1/2 cucharilla)
  • Vinagre de vino blanco (90 ml.)
  • Agua
  • Sal
  • Callos (1500 gr)
  • Morros (450 gr.)
  • Chorizo (2 ud)
  • Guindilla (1 ud.)
  • Laurel (2 hojas)
  • Clavo
  • Pimienta negra en grano (9 granos)
  • Nuez moscada (una pizca)
  • Ajo (3 dientes)
  • Cebolla (1 ud.)
  • Tomates (3 ud.)
  • Pimentón dulce (1 cucharilla)
  • Vinagre de vino blanco (140 ml.)
  • Agua
  • Sal
Elaboración

Quien vaya a Madrid y no pruebe unos buenos callos no sabe lo que se pierde. La casquería es típica de la gastronomía madrileña y los callos a la madrileña son uno de los platos más castizos y tan famososo como el cocido.

Paso 1:

Puedes encontrar los callos y alimpios en muchos supermercados, si no es así, tendrás que cortarlos en trozos grandes (esto se lo puedes pedir a tu carnicero de confianza) y lavarlos muy bien cambiando el agua varias veces hasta que estén bien limpios. Cuando los tengas listos, mételos en un bol o cazuela con sal y vinagre para que sigan soltando impurezas. Frótalos muy bien y acláralos bajo el chorro de agua hasta que se les quite el olor a vinagre. Una vez limpios, hay que quitarles la parte que viscosa que tienen. Normalmente se suele hacer raspando con un cuchillo o con un cepillo pero teniendo en mucho cuidado de no romperlos. Como ves si los puedes comprar ya limpios...esto que te ahorras...

Paso 2:

Pela y pica la cebolla bien finita. Pela los ajos y pártelos por la mitad y retira el gérmen para que no repitan. Ahora lava el tomate y quita las semillas y pica la carne. Reserva todo.

Paso 3:

Ahora corta los callos en trozos más pequeños, del tamaño de un bocado. Ponlos en una olla con abundante agua y llévala al fuego.

Paso 4:

Cuando el agua rompa a hervir, asústalos, es decir, cuando de el primer hervor escúrrelos y así se corta la cocción y así los callos a la madrileña quedarán más tiernos.

Paso 5:

Vuelve a poner los callos en la olla, cúbrelos de agua fría y añade el chorizo, los morros, la hoja de laurel, la guindilla, la pimenta, las yemas de los clavos de olor, la nuez moscada, los ajos y el tomate picado. Cocina a fuego suave y tapado durante 3 horas aproximadamente, hasta que los callos estén bien tiernos.

Paso 6:

En una sartén con un chorrito de aceite sofríe la cebolla picada a fuego suave hasta que esté un poco hecha. Añade entonces el pimentón y cocina durante 5 minutos y añade después a la olla de los callos. Deja cocer todo junto durante una hora más.

Presentación:

Sirve tus callos a la madrileña bien calientes, acompañados de un buen trozo de pan y a disfrutar de un platazo de los de verdad.

Sugerencia:

No dudes en utilizar el chorizo de León Delicious DIA ¡Marcarás la diferencia!