Codornices con arroz y salsa de tomate
Receta de: Arroces y pastas, Aves
Plato: Entrantes, Plato caliente, Primer plato
Cocina: Tradicional
Codornices con arroz y salsa de tomate
Media
41-50
Codornices con arroz y salsa de tomate
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
La codorniz es un pájaro muy delicado y lleno de sabor, Mi padre siempre ha sido cazador, asique este pajarillo siempre ha formado parte de las comidas de mi casa. Mi madre solía preparar estas codornices con arroz y salsa de tomate, que nos encantaba a todos. La codorniz sabrosamente guisada y puesta sobre una cama de arroz y salsa de tomate, resulta simplemente perfecta. Se despluman las codornices y se limpian bien, quitando todos los restos de su interior. Se sazonan en su interior con sal y pimienta. Se ponen las codornices en una cazuela con la mitad de la mantequilla y siete cucharadas de aceite y se rehogan dándoles vueltas hasta que se pongan doradas. Después de esto se rocían con el vino blanco para luego sazonarlas con sal y pimienta por fuera. Se dejan guisar a fuego muy lento, y se les añade de vez en cuando pequeñas cantidades de agua o de caldo de carne. Por otro lado ponemos el resto de la mantequilla con seis cucharadas de aceite y la cebolla picada en otra cazuela distinta. Cuando esté tierna la cebolla se echa el arroz y se rehoga bien. A continuación se echa el agua, se sazonar con sal y se deja cocer de entre unos 15 a 20 minutos, al principio a fuego fuerte, después a fuego suave. Ya por último hemos hecho una salsa de tomate con un sofrito de ajo y cebolla en una sartén, sobre lo que hemos puesto los tomates picados y sin piel. Se deja rehogar todo junto unos minutos. Se sazona y si se quiere, se echa un poco de azúcar para contrastar la acidez del tomate. A mí me gusta echar un poco de orégano a la salsa de tomate además de unas aceitunas negras, pero ambos son prescindibles. A la hora de servir este arroz con codornices, ponemos sobre un plato una cama de salsa de tomate, sobre la que se pone el arroz y coronándolo todo una codorniz. Al final se rocía con el jugo de las codornices. Las codornices con arroz y salsa de tomate es un plato que a nadie dejará indiferente.