abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Conejo con ajos a la cazuela

Receta de: Carnes, Verduras y frutas
Plato: Plato caliente, Plato único, Segundo plato
Cocina: Tradicional
Conejo con ajos a la cazuela
Fácil
31-40
Conejo con ajos a la cazuela
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
El conejo con ajos a la cazuela es un plato que se ha comido toda mi vida en casa. Mis abuelos tenían una granja y criaban todo tipo de animales, y uno de ellos era el conejo. Su carne es suave y deliciosa, además de que apenas posee grasas lo que la convierte en la carne perfecta para cuando se está a dieta. Prueba esta receta porque está deliciosa. Trocear el conejo con un buen cuchillo afilado, y dejarlo con sal y pimienta en un bol. Limpiar las cebollas y los ajos, y trocear todo al gusto aunque es preferible que todo sea menudito para ahorrar tiempos. Poner una cacerola con un poco de aceite a calentar y, cuando esté listo, echar los trozos de conejo. En el momento en que se vayan dorando, ir añadiendo la cebolla junto con los cuatro dientes de ajo troceados y el romero. Se deja cocer todo junto no más de 5 minutos a fuego lento y removiéndolo constantemente. Se añaden entonces el vino blanco, la sal y la pimienta, y se mantiene a fuego bajo durante una media hora. Si vemos que se ha quedado sin apenas salsa, podemos echar un poco de agua. Se rectifica de sal y pimienta, y se le puede añadir un poco de tomillo y perejil si gusta. Pasado ese tiempo comprobamos cómo va el conejo, por si fuera necesario dejarlo un poco más al fuego. Si no, ya tendríamos listo este estupendo conejo con ajos a la cazuela.