abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Dip de fréjoles pintos

Receta de: Legumbres
Plato: Plato caliente, Plato único, Primer plato
Cocina:
Dip de fréjoles pintos
Fácil
< 20
Dip de fréjoles pintos
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Elaboración
Este dip de fréjoles pintos es un sencillo puré con un sofrito de cebolla y ajo que lo convierte en el dip perfecto para comer a la hora del vermut. A mí es uno de los que más me gustan, junto con el guacamole, y lo suelo hacer bastante a menudo, sobre todo cuando en casa tenemos invitados. Para que los fréjoles se hagan mejor, la noche anterior a la preparación del caldo los ponemos a remojo en una cazuela con agua. Tienen que estar cubiertos, así que echa más o menos unas 4 tazas de agua. Al día siguiente, ponemos a cocer los fréjoles en una olla grande durante unos 25 minutos desde el momento en que empiece a hervir, tiempo suficiente para que se pongan tiernos y se hagan. Los escurrimos y los pasamos por el chino o pasapurés. Con esto hecho, en una sartén con un poco de aceite de oliva preparamos la cebolla bien picadita y los ajos picados de forma muy menuda para rehogarlos hasta que queden transparentes. En ese momento incorporamos los fréjoles a la sartén y le damos el toque de sal que nos guste. Removemos hasta que se quede un puré y estén todos los ingredientes integrados. Si lo preferimos podemos pasarlo por el pasapuré ahora, para que no nos queden los trozos de cebolla y ajo enteros. Ponemos el dip de fréjoles en unos cuencos y lo llevamos a la mesa con unas tortillas de maíz fritas para untar. Muy rico. Trucos y consejos: No hay que desechar el agua dónde estuvieron los fréjoles durante toda la noche a remojo ya que es la que vamos a usar para cocer los fréjoles al día siguiente. Si no queréis hacer todo ese proceso, también podéis usar los fréjoles que vienen ya cocidos y que se venden en los supermercados. Sale este dip de fréjoles pintos igual de rico y ahorramos tiempo.