Gambas salteadas con hierbas y guindilla
Receta de: Pescados y mariscos
Plato: Entrantes, Plato caliente, Segundo plato
Cocina: Internacional, Ligera, Moderna, Sin gluten
das_con_hierbas_y_guindilla.jpg
Fácil
< 20
0-150
€€
das_con_hierbas_y_guindilla.jpg
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Gambas (250 gr.)
  • Cilantro (2 ramas)
  • Perejil fresco (1 rama)
  • Chile rojo o guindilla (un cuarto)
  • Chile verde (un cuarto)
  • Ajo (2 dientes)
  • Aceite de girasol (4 cucharadas)
  • Ajos tiernos o ajetes (medio ramillete)
  • Salsa de pescado (1 cucharilla)
  • Lima (un trocito, solo el zumo)
  • Gambas (500 gr.)
  • Cilantro (4 ramas)
  • Perejil fresco (2 ramas)
  • Chile rojo o guindilla (medio)
  • Chile verde (medio)
  • Ajo (4 dientes)
  • Aceite de girasol (8 cucharadas)
  • Ajos tiernos o ajetes (1 ramillete)
  • Salsa de pescado (1 cucharada)
  • Lima (medio, solo el zumo)
  • Gambas (750 gr.)
  • Cilantro (6 ramas)
  • Perejil fresco (3 ramas)
  • Chile rojo o guindilla (1 ud.)
  • Chile verde (1 ud.)
  • Ajo (6 dientes)
  • Aceite de girasol (12 cucharadas)
  • Ajos tiernos o ajetes (un ramillete y medio)
  • Salsa de pescado (2 cucharadas)
  • Lima (1 ud., solo el zumo)
Elaboración

Abre tu cocina a sabores e ingredientes nuevos, a recetas llegadas desde el mismísimo sudeste asiático. Renueva tu recetario con este plato de gambas salteadas con hierbas y guindilla y verás cómo es imposible aburrirse de la comida. Esta receta es sencilla y supone una forma diferente de preparar las gambas. ¡Prueba y veras!.

Paso 1:

Comienza por preparar la mise en place para elaborar esta receta de gambas salteadas con hierbas y guindilla. Mise en place es una expresión francesa muy utilizada en la cocina profesional. En realidad no quiere decir más que tener todo preparado, listo para ponernos a cocinar... esto es: preparar los utensilios de cocina que vayamos a utilizar y tener listos los ingredientes: lavados, picados, etc.

Paso 2:

En primer lugar, pela las gambas. Si hubieras optado por comprar gambas congeladas, deberías descongelarlas primero. Sea como sea, a la hora de pelarlas, deja el final de la cola para que tengan un aspecto mucho más resultón. 

Paso 3:

Por otro lado, limpia y corta los ajos tiernos en rodajas finas... y no temas en apurar la parte más verde de su tallo. Eso sí, que los aritos sean bien finos en esa parte.

Paso 4:

Finalmente, pela los ajos, pártelos por la mitad para retirar su germen (y el responsable de que repita) y pártelos en láminas finitas. Asimismo, lava el chile y pícalo en rodajas finitas. Si quieres evitar que esta receta de gambas salteadas con hierbas y guindilla resulte picante... no tendrás más que retirar la pepitas. Ahora que... si te gustan los sabores fuertes y el picante... adelante.

Paso 5:

Finalmente, lava el cilantro y el perejil y pícalos concienzudamente... es importante que queden picados muy finitos. Eso sí, resérvate unas hojitas enteras de cilantro para adornar.

Paso 6:

Acerca al fuego un wok, o una sartén normal si no dispones de wok e incorpora el aceite de girasol. Cuando esté bien caliente incorpora la guindilla roja y el chile verde e inmediatamente después los ajos tiernos. Saltea durante un par de minutos. Añade después del ajo laminado y saltea un minuto más.

Paso 7:

Finalmente, incorpora al wok las gambas (o langostinos). Saltea todos los ingredientes juntos. Sabrás cuándo está listo este plato de gambas salteadas con hierbas y guindilla... cuando las gambas hayan cambiado de color, es decir, cuando hayan pasado de transparente a rosa. Ese será el momento de bajar el fuego.

Paso 8:

Con el fuego ya al mínimo, exprime encima de tus gambas la lima, añade la salsa de pescado, pimienta negra recién molida y un poco de sal. Remueve bien y apaga el fuego.

Paso 9:

Una vez retirado el wok del fuego, incorpora tanto el perejil como el cilantro picados. De esta forma no se cocinarán y soltarán todos sus aromas y sabores.

Presentación:

Sirve tus gambas salteadas con hierbas y guindilla inmediatamente... adorna con unas hojitas enteras de cilantro y acompaña con un poco de lima... por si alguno de los comensales quiere darle un toque un poco más cítrico al plato. Delicioso.

Alternativa:

En lugar de gambas, puedes emplear langostinos. Comprarlo fresco o congelado, es opcional. Te sugerimos que uses los langostinos congelados DIA... ¡verás cómo dan un resultado perfecto en esta deliciosa receta de gambas salteadas con hierbas y guindilla!.

El wok

Para hacer este plato de gambas salteadas con hierbas y guindilla de corte oriental... el wok es ideal. Se trata de una sartén redondeada especialmente pensada para saltear utilizando muy poco aceite. Pero si no dispones de un wok... también podrás emplear una sartén convencional. Eso sí... te recomendamos que lo pienses... ¡es una buena inversión!.