abrir menú
logotipo Dia
abrir menu de usuario

Pez espada -emperador- a la plancha con ajitos

Receta de: Pescados y mariscos
Plato: Plato caliente, Segundo plato
Cocina: Ligera, Para llevar, Sin gluten, Tradicional
Pez espada -emperador- a la plancha con ajitos
Fácil
< 20
0-150
€€
Pez espada -emperador- a la plancha con ajitos
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Pez espada o emperador (2 rodajas)
  • Ajo (2 dientes)
  • Perejil fresco (dos ramitas)
  • Sal
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Pez espada o emperador (4 rodajas)
  • Ajo (4 dientes)
  • Perejil fresco (varias ramitas)
  • Sal
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Pez espada o emperador (6 rodajas)
  • Ajo (6 dientes)
  • Perejil fresco (varias ramitas)
  • Sal
  • Aceite de oliva vírgen extra
Elaboración

Comer ligero y sano no significa comer aburrido. Este plato de pez espada -emperador- a la plancha con ajitos es muy sabroso gracias al intenso aroma y sabor del ajito. Pero lo más importante es que se trata de una receta muy sencilla

Paso 1:

Maja en un mortero los dientes de ajo pelados con una pizca de sal y el perejil picado. Cuando ya estén bien machacados, añade un poco de aceite de oliva y sigue aplastando y mezclando todo bien.

Paso 2:

Unta las rodajas del emperador o pez espada con este preparado.

Paso 3:

Calienta la plancha bien fuerte y cuando esté caliente, coloca el pescado y hazlo por los dos lados hasta que se dore ligeramente.

Paso 4:

Saca el pescado directamente al plato, y desglasa la sartén con un poco de agua, apenas un pequeño chorrito. Después, rocía el pescado con esta salsa.

Presentación:

Sirve tu pez espada -emperador- a la plancha con ajitos recién hecho, y acompáñalo de una ensalada tradicional, con lechuga, tomate y cebolla.

Desglasar y… conseguir una salsa rica y sabrosa:

Es una de las técnicas más sencillas en la cocina… y que mejor resultado aportan. Desglasar no es más que añadir un poco de líquido, que puede ser agua, vino, caldo, coñac, etc… en la sartén o en la cazuela en la que has cocinado un alimento… ya sea una carne, un pescado o verduras. De esta forma, el líquido que añades recoge todos los jugos, el sabor y el aroma del alimento principal. Al final, lo que tienes como resultado es una salsa de potente sabor que enriquecerá enormemente tu plato final. 

Sugerencia:

No dudes en preparar el majado con el que untarás generosamente tu pescado con aceite de oliva virgen extra marca DIA. Aportará el sabor más intenso, el cuerpo y la intensidad del aceite necesaria para hacer un plato perfecto.