Pizza de patata, prosciutto e funghi
Receta de: Huevos y patatas
Plato: Plato caliente, Plato único
Cocina: Moderna
Fácil
20-30
301-500
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Patatas (1 ud)
  • Queso parmesano (25 gr)
  • Avena (copos 15 gr)
  • Huevos (pequeño 1 ud)
  • Ajo seco molido
  • Tomate frito (4 cucharadas)
  • Jamón de york (50 gr)
  • Champiñón (50 gr)
  • Queso mozzarella (50 gr)
  • Aceitunas negras (15 gr)
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Sal
  • Orégano
  • Patatas (2 uds)
  • Queso parmesano (50 gr)
  • Avena (copos 30 gr)
  • Huevos (mediano 1 ud)
  • Ajo seco molido
  • Tomate frito (8 cucharadas)
  • Jamón de york (100 gr)
  • Champiñón (100 gr)
  • Queso mozzarella (100 gr)
  • Aceitunas negras (30 gr)
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Sal
  • Orégano
  • Patatas (3 uds)
  • Queso parmesano (75 gr)
  • Avena (copos 45 gr)
  • Huevos (grande 1 ud)
  • Ajo seco molido
  • Tomate frito (12 cucharadas)
  • Jamón de york (150 gr)
  • Champiñón (150 gr)
  • Queso mozzarella (150 gr)
  • Aceitunas negras (45 gr)
  • Aceite de oliva vírgen extra
  • Sal
  • Orégano
Elaboración

Esta pizza de patata, prosciutto e funghi es una manera deliciosa, original y muy nutritiva de proporcionar un aporte energético espléndido para el cuerpo. Además, el sabor y la textura de la base hecha con patata seguro que te sorprende. ¡Está buenísima! No dudes en prepararla con esta receta y más adelante variar con los ingredientes que más te gusten.

Paso 1:

En primer lugar, lava las patatas y sécalas por completo. Seguidamente, pélalas y, con ayuda de un rallador grueso, rállalas y echa la ralladura en un bol.

Paso 2:

Ralla también el queso parmesano, esta vez con un rallador fino, e incorpóralo al bol de patata rallada. Agrega también los copos de avena, ajo en polvo y un poco de sal.

Paso 3:

Casca los huevos en una superficie diferente al recipiente en el que los vas a echar y viértelos en un bol. Bátelos con unas varillas o un tenedor hasta que empiecen a espumar ligeramente e incorpóralos al bol de patata, queso y avena. Remueve muy bien para que todos los ingredientes se integren y para cuando hayas obtenido una masa uniforme.

Paso 4:

Pincela el fondo de una sartén con aceite de oliva y vierte la masa en ella. A continuación, pon la sartén a fuego medio y tápala. Deja cocer 5 minutos, para que el vapor cueza la patata y el calor vaya cuajando la mezcla. Pasado ese tiempo, la parte inferior de la masa estará ya dorada. Con mucho cuidado, como si fuera una tortilla, voltea la masa y deja que se dore por el otro lado otros 5 minutos, esta vez sin tapar.

Paso 5:

Entre tanto, corta en trozos medianos el jamón cocido y la mozzarella. Escurre las aceitunas negras del líquido de conservación y pícalas.

Paso 6:

Transcurridos los 5 minutos de cocción, retira la sartén del fuego y esparce por la parte superior de la pizza la salsa de tomate. A continuación, distribuye por la superficie el jamón cocido troceado, la mozzarella, los champiñones y las aceitunas negras picadas. Vuelve a tapar la sartén un par de minutos para que se derrita el queso con el calor residual. 

Presentación:

Saca tu pizza de patata, prosciutto e funghi de la sartén y sírvela en un plato o fuente. Espolvorea con orégano seco, añade un chorrito de aceite y lleva a la mesa sin demora, antes de que se enfríe.

Sugerencia:

Esta pizza de patata, prosciutto e funghi estará aún más deliciosa si, para elaborar la masa, utilizas los copos de avena de la gama Vital de DIA. Su textura será un placer para el paladar.