Spanakopita o pastel griego de espinacas y queso
Receta de: Verduras y frutas, Panes y masas
Plato: Aperitivos y tapas, Entrantes
Cocina: Internacional
Spanakopita o pastel griego de espinacas y queso
Fácil
31-40
151-300
Spanakopita o pastel griego de espinacas y queso
Valoración media
Anterior receta Siguiente receta
Ingredientes
  • Espinacas (250 gr., congeladas)
  • Queso feta (u otro suave, 75 gr., rallado)
  • Eneldo (al gusto)
  • Perejil fresco (unas ramita)
  • Cebolleta (media)
  • Huevos (1 ud.)
  • Leche (1 cucharada)
  • Aceite de oliva
  • Limón (medio)
  • Masa de hojaldre (media placa)
  • Espinacas (500 gr., congeladas)
  • Queso feta (u otro suave, 150 gr., rallado)
  • Eneldo (al gusto)
  • Perejil fresco (un ramillete)
  • Cebolleta (1 ud.)
  • Huevos (2 uds.)
  • Leche (2 cucharadas)
  • Aceite de oliva
  • Limón (1 ud.)
  • Masa de hojaldre (1 placa)
  • Espinacas (750 gr., congeladas)
  • Queso feta (u otro suave, 225 gr., rallado)
  • Eneldo (al gusto)
  • Perejil fresco (un ramillete)
  • Cebolleta (una y media)
  • Huevos (3 uds.)
  • Leche (3 cucharadas)
  • Aceite de oliva
  • Limón (uno y medio)
  • Masa de hojaldre (1 placa y media)
Elaboración

Este plato es el pastel salado más famoso de Grecia: Spanakopita o pastel griego de espinacas y queso. Por supuesto, en la receta original griega emplean queso feta... el queso más emblemático heleno. Sin embargo, si no lo encuentras, o si prefieres uno más económico, lo puedes sustituir por un queso fresco con sabor, o incluso por queso semicurado rallado. En Grecia se toma habitualmente como aperitivo… ¡y a veces como desayuno!

Paso 1:

Deja que se descongelen las espinacas sobre una rejilla y que escurran bien su agua. Pica la cebolleta bien menuda y ralla la cáscara del limón, con cuidado de coger sólo la parte amarilla, que es donde están los aceites esenciales del limón, y no llegar hasta la parte blanca, que es amarga. Reserva.

Paso 2:

Pica las espinacas y rehógalas en una sartén con 3 cucharadas de aceite de oliva. Cuando estén bien hechas, lo que no les llevará más de 5 minutos, retíralas del fuego, y deja que se enfríen.

Paso 3:

Cuando ya estén bien frías, mezcla las espinacas con el queso rallado, las hierbas (el perejil y el eneldo), la cebolleta picada, la ralladura del limón, el huevo y la leche. Incorpora muy bien todos los ingredientes con las manos, y reserva.

Paso 4:

Extiende la masa de hojaldre sobre la encimera con una pizca de harina espolvoreada para que no se pegue. Si has optado por masa de hojaldre congelada, deberás dejar que se descongele antes, lo suficiente como para poder manipularla sin que se rompa.

Coloca el relleno de espinacas y queso sobre el hojaldre bien extendido. Enrolla la masa sobre sí misma, haciendo como una espiral.

Paso 5:

Pinta con el huevo batido por encima y mete en el horno, precalentado a 180° durante 20 minutos, hasta que esté dorado y bien crujiente.

Presentación:

Parte tu spanakopita o pastel griego de espinacas y queso en porciones y preséntala sobre un lecho de ensalada.. ¡y a comer antes de que se enfríe!

Alternativa:

En realidad... existen mil variaciones posibles con el relleno de este spanakopita o pastel griego de espinacas y queso. Puedes emplear el tipo de queso que más te guste, aunque lo ideal es elegir uno que no sea excesivamente fuerte.  A su vez, las espinacas se pueden reemplazar por puerros, igualmente rehogados en aceite de oliva.

Sugerencia:

A la hora de elaborar este spanakopita o pastel griego de espinacas y queso, no dudes en emplear las espinacas congeladas marca DIA, verdura ultracongelada de la máxima calidad y muy cómoda... pues siempre puedes tener provisiones en el congelador. Lo mismo pasa con la masa de hojaldre congelada DIA... si la tienes a mano en el congelador, en cualquier momento puedes improvisar una receta tan rica y original como este spanakopita o pastel griego de espinacas y queso.